Ruralpoint.com - Tu punto de encuentro con el Turismo Rural

Destinos

Inicio arrow Comunidades arrow Andalucía arrow Alrededor del Rocío arrow arrow arrow
Alrededor del Rocío Imprimir E-Mail

Provincia: Huelva

  El itinerario recorre parte del curso medio del arroyo de La Rocina también llamado «Madre de las Marismas de El Rocío» y permite contemplar la riqueza faunistica que en él se alberga

  Se inicia el recorrido en la afamada población de El Rocío--> localizada en la orilla izquierda del arroyo y junto a la carretera H 312 que comunica Almonte con Matalascañas.

  La importancia de esta población en la religiosidad y el folclore andaluz es más que notoria y la celebración de la anual romería del Rocío con la enorme cantidad de personas que a ella asiste, aconseja no planificar la visita naturalista en las mismas fechas. Dentro del curioso urbanismo rociero se encuentra un esplendido ejemplar de olivo (Olea europaea) digno de figurar en cualquier catálogo de árboles notables.

En compañía de La Rocina

  Desde la población frente a la ermita de la Blanca Paloma, se parte por la carretera antes citada hasta el centro de información de La Rocina. Vale la pena detenerse un buen rato en sus instalaciones y disfrutar con las explicaciones que sus paneles y audiovisuales ofrecen sobre los ecosistemas marismeños.

  En el exterior de las edificaciones se ha dispuesto un recorrido autoguiado de unos 2,5 km de longitud que permite acercarse un poco más a la vida del arroyo y de su entorno inmediato. Los observatorios del arroyo de La Rocina y del charco de la Boca facilitan una cómoda y discreta contemplación del quehacer de las numerosas especies de aves acuáticas que por allí merodean. Asì, es posible observar las aparatosas persecuciones de las fochas (Fúlica aira) durante la época en la que se reparten los territorios de cría, o el acompasado baile del ánade real (Anas platyrhynchos) en su cortejo. Los carrizos (Phragmites communis) forman grandes masas vegetales que proporcionan el necesario cobijo a la abundante avifauna.

  Una vez abandonado el centro, el itinerario prosigue hacia la derecha en dirección al palacio del Acebrón. Son unos 7 km de recorrido por una zona de pinar y matorral. Este último esta dominado por jaguarzos (Halimium halimifolium) y brezos (Erica scopana) entre los que no resulta raro descubrir las huras de los conejos (Oryctolagus cunniculus) o las huellas del astuto zorro (Vulpes vulpes).

  Ambas especies pertenecen a la comunidad zoológica de un ecosistema que posee en su cumbre depredadora a dos de las más importantes joyas de la fauna ibérica el lince (Lynx pardina) y el águila imperial (Aquila heliaca). Estos grandes predadores se encargan de mantener, por tierra y aire respectivamente, la salud del ecosistema de Doñana y su entorno.

  Tras cruzar el arroyo de Bernabé que tiene su origen en las lagunas de El Peladillo y el arroyo de la Casa Cabrera, afluentes ambos de la Madre de las Marismas se alcanza el palacio del Acebrón.

En El Acebrón

  En las instalaciones del palacio es posible contemplar audiovisuales que explican las especiales relaciones que han mantenido desde siempre los hombres de esta zona con la marisma en que habitan. Se trata de un interesante recorrido etnográfico que permite comprender mejor el intrincado mundo de Doñana.

  Fuera del palacio se ha trazado un paseo de observación de fauna por la orilla del charco del Acebron en el que se puede disfrutar de los observatorios dispuestos en lugares estratégicos. La duración de este último tramo del recorrido estara lógicamente en función del ínteres del caminante, pues motivos de contemplación hay suficientes como para demorarse un buen rato.


 
Documento sin título
Documento sin título
  Aviso Legal / Política de Privacidad