Ruralpoint.com - Tu punto de encuentro con el Turismo Rural

Destinos

Inicio arrow Comunidades arrow Andalucía arrow Sierra de María arrow arrow arrow
Sierra de María Imprimir E-Mail

Provincia: Almería 

Raros y escasos endemismos vegetales ubicados en un paisaje total mente discordante con los alrededores inmediatos y la posibilidad de dominar el territorio norte de Almena hacen de este itinerario una amena y completa excursión.

  La población de Velez Blanco es el punto de inicio del recorrido. Desde ella se parte con dirección norte por el trazado de la C 321. Es recomendable como siempre evitar en lo posible el caminar sobre el asfalto pues el calzado se recalienta y los pies acaban resintiéndose.

El puerto de María

  Habrá que seguir esta ruta durante aproximadamente 10 km que son los que separan la población de origen de la de Mana. Antes de llegar a ella se cruza un cauce que procedente del poniente, va a contactar con el arroyo de Taibena en las cercanías de Montalviche.

  El terreno es ideal para contemplar algunas especies faunísticas típicas de la zona. Así no sera difícil dependiendo de la época del año en la que se realice la excursión, ver a las simpáticas collalbas grises (Oenanthe oenanthe) pequeños pajarillos de cola blanca que tienen la curiosa costumbre de anidar en el suelo bajo las piedras. También el lagarto ocelado (Lacerta lepida) o el hábil cernícalo vulgar (Falco tinnunculus) suelen hacer acto de presencia en primavera y verano. En invierno si la nieve ha teñido de blanco el paisaje se pueden ver las inconfundibles huellas del tejón (Meles meles).

  Al finalizar el descenso del puerto de María a 1.200 m de altitud se llega a la población de María, de la que parten pistas y sendas que facilitan la visita a los lugares mas interesantes de la sierra.

Hacia las cumbres

  Desde María, situada a 1.196 m de altitud el recorrido prosigue por la pista que lleva al refugio de la Umbría de la Virgen, al sur. El paisaje ahora en la vertiente norte se viste de bosque de pinar y carrascal y a medida que se va ascendiendo las especies botánicas irán variando en adaptación a las condiciones ecológicas reinantes.

  Una vez abandonados el refugio y la ermita de la Virgen de la Cabeza, el camino se dirige hacia el pico María, de 2.045 m. Su ascensión no es sencilla pues las cuestas son duras pero. El esfuerzo se ve recompensado por el paisaje que desde el se contempla.

  El pinar y el encinar cubren la mayor: parte de las faldas y en algunos puntos aparecen manchas de quejigos (Quercus fagmea) y arces (Acer granatensis) que, en otoño, ponen una nota de color en el verde predominante. Los peñascales calizos que aparecen entre el verde permiten contemplar dos notables endemismos vegetales de esta sierra la siderita (Sidentis stachyoides) lanosa y de flores púrpuras y la centaura (Centaurea macrorrhiza), también cubierta de vello pero con flores anaranjadas.

  Desde el pico María y por la cuerdaque divide las vertiente norte y sur de la sierra se llega al pico Franco (1.842 m). La zona es ideal para observar rapaees como el águila real.

  Al suroeste queda el Cabezo (1.948 m) rodeado por un bello y rico encinar en el que la otoñada prodiga en bellotas congrega a numerosos jabalíes.

  Desde el Cabezo el sendero desciende hasta el carril que con dirección norte conduce a la C 321. En este entorno, ya a menor altitud, se encuentra el refugio de Los Alamicos junto a áreas recreativas que permiten el disfrute del monte dominado ahora por los pinos.


 
Documento sin título
Documento sin título
  Aviso Legal / Política de Privacidad